viernes, 24 de septiembre de 2010

ASCO DE PRENSA DEPORTIVA


Hoy al mediodía, el impresentable de Manolo Lama introducía en su sección "deportiva" de las noticias Cuatro un titular que venía a decir algo así como que los aficionados al fútbol de este país estábamos de enhorabuena, porque Messi... ¡había empezado a tocar balón!.
-¡Oh, que maravilla!, -he pensado yo.- Ya puedo respirar tranquilo y ya soy un poquito más feliz. Mis problemas se han reducido y esta noche me voy de farra para celebrarlo...¡Gilipollas!.-
Aún colea la semanita que todos los medios financiados por el binomio Madrid-Barcelona nos han dado criminalizando al jugador del At. Madrid Ujfalusi por la dura entrada del otro día al susodicho Messi. Que sí, que fue dura... ¡pero ya vale!. Que si le tienen que meter no sé cuantos partidos, que jugadores así mancillan el fútbol, que no merece pisar más un terreno de juego... que si patatín, que si patatán.
Una prueba más que la vara de medir no es la misma para todos. De los muchos ejemplos que corroboran esta injusticia en el tratamiento de estos asuntos con lesiones de por medio, me viene a la mente uno que nos tocó de lleno a los zaragocistas hace 5 años. César Jiménez, joven jugador de la cantera maña debutaba aquella temporada en el Bernabeu. En un cruce para cortar un balón, el "galáctico" Figo, de una manera malintencionada y salvaje, estrelló su pie contra la rodilla del central aragonés, dejándolo en el suelo retorciéndose de dolor y provocándole una lesión de la que jamás se recuperó, obligándole a abandonar el fútbol para siempre. Creo recordar que el portugués sólo recibió una amarilla. Sólo trascendió el día siguiente en la prensa nacional, montando todo el sarao de que había ido a verlo al hospital, que se arrepentía y cuatro memeces más. Todos nos preguntábamos: ¿y si hubiese sido al revés? ¿tendrían ya preparada la hogera para el pobre César? Pues seguro que sí.
Alguna vez he comentado que la prensa deportiva de este país da asco, por la cantidad de condicionantes y servilismos que demuestra día a día. Éste no es más que un ejemplo.

2 comentarios:

alcorze dijo...

Tienes más razón que un santo, yo me pongo malo escuchando según qué comentarios de los "periodistas· deportivos.

La inmensa mayoría son partidistas y encima bastante ultras.

Santi dijo...

No se de qué te sorprendes a estas alturas....